Cuatro formas de mantenerte positivo mientras buscas trabajo

Reconocer tus logros y aceptar que el desempleo es solo una etapa te ayudará a manejar la ansiedad.

Por: Leydee Rosado, docente de Gestión del Talento

El miedo es una reacción natural a lo desconocido. Ser despedidos o no considerados para una renovación de contrato abre las puertas a la incertidumbre pues nos impide tener claro cómo afrontaremos nuestros compromisos financieros. En este escenario, Leydee Rosado, docente de Gestión del Talento Humano de la Dirección de Educación Continua de la USMP, recomienda mantener la calma y asumir esta etapa de la vida -que todos enfrentamos en algún momento- de la siguiente manera:

  1. Reconoce tu valor. Recordar los logros que hemos tenido a nivel personal y laboral nos ayudará a mantener la confianza de que somos un candidato valioso para cualquier empresa, que las razones de nuestra situación son comprensibles y que nuestra experiencia y actitud puede asegurarnos el siguiente puesto de trabajo.
  2. Recupera el tiempo con tus seres queridos. Durante este periodo te puede sorprender notar el tiempo que has pasado sin poder almorzar con tus padres o tus hijos, sin poder verlos crecer. Por ello, aprovecha el momento para estar con quienes amas y contigo mismo. Esto te mantendrá en un estado de ánimo positivo, ideal para las entrevistas futuras.
  3. Olvida el resentimiento. Mantener enojo hacia un exjefe o con la empresa que nos dejó ir reduce las posibilidades de una buena entrevista laboral. Por más que trates de ocultarlo los reclutadores notarán que no gestionas saludablemente tus emociones.
  4. Trabaja tu CV. Revisa tu hoja de vida y asegúrate de que sea amigable, personalizada y que refleje tu experiencia, logros y conocimientos. Evita enviar tu currículum “por si acaso” a pesar de no cumplir con el perfil solicitado. Esto solo incrementará tu ansiedad al no tener respuestas favorables.

Finalmente, la experta nos aconseja trabajar permanentemente nuestro networking, manteniendo buenas relaciones con las personas que conocemos en el ejercicio de nuestra carrera, incorporando nuevas siempre que tengamos la oportunidad. El networking se construye día a día. No solo cuando nos quedamos sin empleo.

Comments are closed.